La protección de los datos es hoy más importante que nunca, ahora que muchas organizaciones siguen satisfaciendo sus demandas operativas en materia de TI, al mismo tiempo que aspiran a la transformación digital y a la modernización de la TI. En la actualidad, los datos y las aplicaciones no están restringidos a un servidor único. Ahora los datos se distribuyen entre centros de datos y nubes a través de archivos compartidos, almacenamiento compartido e incluso plataformas basadas en SaaS. 

Las herramientas tradicionales diseñadas para realizar backups de aplicaciones y archivos compartidos en las instalaciones no pueden tener éxito en el mundo de nube híbrida o de nubes múltiples y cuestan tiempo y recursos a las empresas, al mismo tiempo que ponen en riesgo sus datos.

El cambio puede plantear ciertos desafíos, pero a medida que se modifica el panorama de las TI, las empresas también deben cambiar. Y si bien algo de movimiento sí genera fricción, el cambio es, en última instancia, algo bueno. A medida que las empresas siguen adaptándose a las demandas cambiantes de sus usuarios, sus estrategias de TI tanto para la producción como para la protección también deben modificarse y, con frecuencia, generan beneficios positivos secundarios durante el proceso. 

Al adoptar una plataforma única que sea automatizada y compatible con la nube, las empresas enfrentan los desafíos actuales y se preparan para el futuro. Esta transformación digital es necesaria en el mundo tecnológico actual, ya que las empresas necesitan algo más que un backup, por esa razón Elit cuenta con las mejores soluciones de automatización y seguridad en la nube.